Trazabilidad de producto: ¿Cómo se aplica?

aplicar trazabilidad del producto

La trazabilidad de producto es un proceso fundamental en sectores como la industria alimentaria, la farmacéutica o la manufacturera. Esta trazabilidad del producto permite rastrear todo su recorrido a lo largo de la cadena de suministro, desde su origen hasta su destino final. Por eso vamos a mostrarte cómo se aplica el control de trazabilidad y cuál es su importancia real en la garantía de calidad y seguridad de los productos.

Qué es el control de trazabilidad y cómo se realiza

El control de trazabilidad es esencial para asegurar la transparencia y el cumplimiento de los estándares de calidad en la cadena de suministro.

Estos son algunos de los aspectos clave que hay que tener en cuenta a la hora de llevar a cabo un control de calidad correcto a la par que útil:

  • Identificación y etiquetado: Cada producto debe contar con una identificación única y clara que permita su seguimiento. Esto puede lograrse mediante códigos de barras, RFID u otros sistemas de etiquetado que pueden ser leídos de forma ágil y sencilla con tablets industriales con lectores de códigos incorporados como las de nuestro catálogo. Este tipo de tablets rugerizadas, además, son un hardware perfecto para entornos laborales, ya que están preparadas para ofrecer el mejor rendimiento en un entorno exigente en el que las salpicaduras y los golpes no suponen un problema para ellas.
  • Registro de datos: Es fundamental poder recopilar y almacenar información relevante sobre los productos en cada etapa del proceso. Esto incluye datos sobre proveedores, fechas de recepción, lotes, condiciones de almacenamiento o posibles manipulaciones entre otros.

Ejemplo de trazabilidad de un producto

La mejor forma de comprender qué es la trazabilidad de un producto y por qué es indispensable mantener un buen control de trazabilidad es con un ejemplo real, en este caso en la industria alimentaria.

  1. Recepción de materias primas: Cada lote de ingredientes es registrado y etiquetado con información como su proveedor, la fecha de recepción o el número de lote.
  2. Procesamiento y producción: Durante la fabricación, se registra la información sobre los ingredientes utilizados, los equipos empleados y las fechas de producción, todo aquello que altere el producto original para obtener el producto final que va a venderse.
  3. Distribución y venta: Los productos finales son etiquetados con códigos de barras o etiquetas de trazabilidad, lo que permite hacer un fácil seguimiento con equipos como tablets industriales. De este modo, es posible saber por qué lugares y procesos ha pasado un determinado producto desde su origen hasta su posterior distribución y venta.

Qué es el proceso de trazabilidad

El proceso de trazabilidad consta de varias etapas interconectadas cuyo objetivo es garantizar la transparencia y la seguridad de los productos:

  1. Captura de datos: Se recolecta información relevante en cada punto de la cadena de suministro, desde la adquisición de materias primas hasta la distribución.
  2. Registro y almacenamiento: Los datos recopilados se registran y almacenan en sistemas de gestión de trazabilidad, asegurando su disponibilidad y accesibilidad.
  3. Seguimiento y trazabilidad: Mediante la identificación única de los productos y el registro de eventos, es posible rastrear su ubicación y estado en tiempo real.

Además de las tablets rugerizadas, disponer de equipos PC Panel para llevar esta gestión y análisis de datos es muy positivo, ya que son hardware mucho más potente que puede mover enormes cantidades de datos con tiempos mínimos de procesamiento.

Cómo es el sistema de trazabilidad alimentaria

Durante las últimas décadas se han implementado sistemas de trazabilidad en el sector alimentario para garantizar la calidad y seguridad de los productos. Se trata de mercancías muy sensibles que pueden afectar muy negativamente a los consumidores finales en caso de surgir algún tipo de problema, por lo que es indispensable poder identificar en qué punto ha surgido el inconveniente para ponerle solución con la mayor premura.

Estos son algunos de los puntos más importantes del sistema de trazabilidad alimentaria:

  • Lotes y fechas de caducidad: Los productos alimentarios deben contar con información clara sobre el lote de producción y la fecha de caducidad, lo que facilita su rastreo y retiro en caso de ser necesario.
  • Registros de temperatura y condiciones de transporte: Para productos sensibles, es esencial contar con sistemas que registren y monitoricen la temperatura y las condiciones de transporte a lo largo de la cadena de suministro.

La trazabilidad de producto desempeña un papel crucial en la garantía de calidad, seguridad y transparencia en diferentes sectores industriales. Al permitir el seguimiento preciso y detallado de un producto desde su origen hasta su destino final, se fortalecen los sistemas de control y se promueve la confianza del consumidor.

Es por esto que la implementación de sistemas de trazabilidad eficientes y rigurosos es fundamental para salvaguardar la integridad de los productos y responder de manera efectiva ante posibles problemas o riesgos en la cadena de suministro.

Solicita tu presuesto